ActividadesCanal expositivo

Canal Expositivo: Perspectivas del mercado eléctrico y autoconsumo para las empresas de Aragón

  • AMB Green Power organizó un Canal Expositivo para dar soluciones para hacer que las empresas sean más competitivas gracias al autoconsumo.

Europa está viviendo una posición completamente excepcional con la situación actual de los precios de los mercados energéticos donde ya no solo afecta a particulares, sino a muchas empresas que han tenido que paralizar su actividad por los elevados precios. ¿Qué recomiendan los expertos? ¿cuáles son las perspectivas de futuro? AMB Green Power organizó un Canal Expositivo para dar soluciones para hacer que las empresas sean más competitivas gracias al autoconsumo. La sesión que estuvo moderada por Mónica Domínguez, CEO de ComeOn Brands!, presidenta de ESADE Alumni Aragón y consultora y formadora de Marketing y Ventas B2B, contó con dos ponentes de primer nivel: José María Yusta, profesor titular de la Universidad de Zaragoza, experto en mercados energéticos e infraestructuras críticas y director de la Cátedra de Comunidades Energéticas, y Manuel Benedí, CEO y fundador de AMB Green Power.

Los fundamentos detrás de este incremento del precio de la luz son, principalmente dos: el aumento del precio del gas natural y el encarecimiento del coste de derechos de emisión de Co2, explicó Yusta, indicando que estos dos factores son los que condicionan el precio de la luz porque, al incrementarse el precio del gas, automáticamente, “vemos que se aumenta también el precio del mercado eléctrico”. Y es que, uno de los problemas es que no hay límites de los precios. Sin embargo, no es una situación que se esté produciendo exclusivamente en España, sino que toda Europa se está viendo perjudicada.

Algo que está afectando de manera directa a las empresas, muchas de ellas han tenido que paralizar su actividad por la elevación de los precios. Para entender la situación es necesario saber que “el precio que se paga por el suministro eléctrico tiene dos componentes principales”: el coste de producción de la energía y los peajes y cargos por el uso de las redes eléctricas, aseveró Yusta, explicando que una empresa conectada en alta tensión “venía a pagar aproximadamente la mitad de su factura en costes de producción de energía”. “Al final todos los sectores se van a ver afectados por esta elevación en los precios”, afirmó.

Pero, ¿qué pueden hacer las empresas? “Tienen que diversificar sus estrategias de compra de energía”, recomendó Yusta, comentando que deben que tomar un papel similar al de las comercializadoras en los mercados mayoristas. “No hay una solución única. Van a tener que encontrar oportunidades”, agregó, indicando que, cuando no sea en el mercado diario, habrá que estar atentos a mercados de futuro y, sino, valorar la posibilidad del autoconsumo. “Si el perfil de consumo coincide con las áreas de radiación solar, es muy rentable valorar la posibilidad del autoconsumo fotovoltaico si hay disposición de este espacio”, expresó.

Benedí cogió el relevó y explicó los diferentes tipos de autoconsumo que existen para las empresas: el de sin excedentes, cuando existen “sistemas antivertido que impiden la inyección de energía excedentaria” a la red de transporte o distribución, y con excedentes, cuando las instalaciones de generación pueden, además de suministrar energía para autoconsumo, “inyectar energía excedentaria en las redes de transporte y distribución”. En esta última hay dos subtipos: con acogidas a compensación, donde la energía que no se autoconsuma de forma instantánea se vuelca a la red donde el valor de esa energía excentaria se compensara en la factura del consumidor, y las no acogidas a compensación, donde esa energía que no se autoconsuma de forma instantánea se vuelca a la red “y se vende obteniendo por ella el precio del mercado eléctrico”, aseveró Benedí.

Así, Benedí comentó que en el Real Decreto 244/2019 del 5 abril se habilitó diversas posibilidades de configuración para las instalaciones de generación: individuales, cuando existe un único consumidor asociado a la instalación; y las colectivas, cuando hay varios consumidores asociados a la misma instalación de generación.

Dar el paso a el autoconsumo no es algo fácil, supone una inversión importante pero que, casi siempre, acaba siendo rentable. Benedí afirmó que existen cinco ventajas principales: produces tu propia energía, una parte importante del consumo ya no depende de los precios del mercado eléctrico, se puede tener un mayor control de los costes, se mejora la competitividad y se puede conseguir una mejora en la imagen de marca. “El autoconsumo es una de las pocas opciones que tienen las pymes en España si quieren abaratar los costes de producción en lo que respecta a la energía eléctrica”, concluyó.

Compartir: